Te presentamos a Juan

22/07/2021 POR Pilar Medina EN

Te presentamos a Juan, uno de los voluntarios históricos de Pequeños Puentes. Tiene 28 años y desde 2018 forma parte de nuestra Fundación para potenciar a este hermoso equipo.

¿Cómo conociste a Pequeños Puentes? ¿Qué fue lo que más te interesó de la Fundación?

Conocí la Fundación allá por 2014, gracias a un posteo que me apareció en facebook. Lo que más me gustó de sus campañas era el nivel de personalización: el regalo era "de uno para uno"; era una Fundación en la que sabía exactamente adonde iba destinada mi donación. Desde ese momento participé como donante en varias de las ediciones de campañas hasta que en 2018 me sumé al equipo.

¿A qué área pertenecés dentro de la Fundación? ¿Cuáles son tus tareas?

Pertenezco al área de Sistemas y Datos donde soy el referente. Las tareas son compartidas con el equipo y abarcan variados puntos: el correcto funcionamiento del sitio web, la administración de los mails corporativos, gestión de la información que recopilamos de donantes y beneficiarios, como así también planillas y documentación de los beneficiarios que participan en las campañas, entre algunas cosas más.

¿A qué te dedicás fuera de Pequeños Puentes?

Sobre mi trabajo fuera de Pequeños Puentes, lidero el área de Data & Analytics en la agencia de publicidad Wunderman Thompson, donde nos enfocamos en el uso de los datos para impulsar el consumo de diferentes compañías a las cuales brindamos servicios.


¿Cuáles creés que son tus fortalezas y virtudes?

Por un lado, soy bastante analítico y racional, fan de lo tecnológico y los números. Por otro lado, también me gusta mucho aportar ideas, soy bastante optimista y hago bocha de chistes (la mayoría malísimos). 

¿Cuáles son tus hobbies?

Viajar, pasar tiempo con amigos y familia, cine y películas, cubos rubik y ajedrez, salir a correr (aunque últimamente no tanto), cocinar (cuando puedo dedicarle tiempo).

¿Nos contás una anécdota con Pequeños Puentes?

Cuando llegué al primer arqueo al que fui (Navidad 2018), estaban todos envolviendo regalos y organizándolos. En ese momento les dije a todos "Perdón, pero no sé envolver regalos". Terminé cortando papeles y cintas, organizando los regalos en bolsas, mientras que el resto de los voluntarios ayudaba a envolver. ¡Fue muy divertido y todos descubrieron mi pésima habilidad para envolver pelotas de fútbol?